RESEÑA: El Faro

LA HISTORIA

Dos fareros intentan mantener la cordura mientras viven en una remota y misteriosa isla de Nueva Inglaterra en la década de 1890.

LO BUENO

Hacer cualquier película es difícil. ¿Hacer tu primera película, que es una historia de terror con escasos “jumpscares” y compuesta por actores desconocidos que hablan en un dialecto antiguo? Más aún. El director Robert Eggers estaba teniendo exactamente este problema ya que ningún estudio estaba dispuesto a producir su oscuro cuento de hadas que involucraba a una familia de granjeros desterrados que se enfrentan a la brujería en la Nueva Inglaterra del siglo XVII.

Deprimido y frustrado por el proyecto que se encontraba estancando, se reunió con su hermano Max para cenar. El hermano menor le contó una idea que tenía para un guión; una adaptación del cuento infamemente incompleto de Edgar Allan Poe titulado “El faro” – “Una historia de fantasmas ambientada en un faro” fue como la describió. Robert se sintió enojado y envidioso de que no se le hubiera ocurrido primero.

Pero tambien se dio cuenta de que era una gran idea.

Al instante, se formaron en su cabeza imágenes pertenecientes a esta historia: imágenes en blanco y negro, tomadas a través de cámaras antiguas sin usar, imágenes de “suéteres tejidos, bacalao, arcilla, pipas, cigarrillos enrollados a mano… durante meses, había pensado en sirenas y sirenas de niebla y lentes y misterios de Fresnel ” de acuerdo al director.

De manera repentina, el financiamiento de su proyecto de horror gestante había llegado. Lanzada en 2015, The Witch rápidamente se convirtió en una de las películas más esperadas despues de estrenarse en el Festival de Cine de Sundance, un éxito para la compañía de distribución A24. Robert Eggers ahora se encontraba en gran demanda.

En lugar de dirigirse al territorio de grandes presupuesto como muchos de sus contemporaneos que se han encontrado con fama de manera tan rápida, Eggers decidió retomar el guión que había comenzado con su hermano. Después de darse cuenta de que no podrían terminar el trabajo de Poe, decidieron utilizar solo el nombre de su cuento y crear un guión original basado en un famoso incidente conocido como “La Tragedia del Faro de Smalls”, donde, en 1801, dos fareros fueron abandonados, forzados a luchar por su cordura cuando golpeó una gran tormenta, dandole un toque folklórico a su historia.

Mientras se desarrollaba el guión, el director y su director de fotografía Jarin Blaschke trabajaron en el “look” de la película. Para hacer realidad las imágenes que habían estado presentes en la mente de Eggers, se utilizaron una variedad de técnicas para evocar el lenguaje visual de la fotografía del siglo XIX.

Para lograr esto, se utilizaron lentes de cámaras de 1905 y 1930 junto con filtros especiales que se crearon para cámaras más modernas; tendría una relación de aspecto de 1.19: 1 (la cual había sido utilizada solo desde aproximadamente 1926 hasta 1932); y se filmaría en cintas de celuloide de blanco y negro de 35 mm, en lugar de filmar en color y luego simplemente modificar la imagen digitalmente como se haría hoy en día con un filtro de tu celular.

Afortunadamente, el casting de los dos protagonistas resultó ser mucho más rápido; ambos actores simplemente contactaron a Eggers. Después de que The Witch fuera estrenada, Willem Dafoe y Robert Pattinson se comunicaron con el cineasta, haciéndole saber lo impresionados que estaban con su primer largometraje y expresando su deseo de trabajar con él en lo que fuera.

La filmación tuvo lugar durante 34 días en Nueva Escocia, Canadá; específicamente Cape Forchu, “el pedazo de tierra más castigador e inhóspito que pudimos encontrar … ¡pero con buen acceso por carretera!“. Se construyó un faro de 21 metros de altura para satisfacer las necesidades especiales del equipo.

El proceso de filmación demostró ser brutal, con condiciones climáticas severas en una ubicación remota, cámaras extremadamente sensibles que se descomponían constantemente y dos hombres con métodos de actuación opuestos que inevitablemente crearon cierta tensión. Pattinson llego a afirmar que es la única vez que ha estado cerca de golpear a un director.

El director permaneció intacto, completando el trabajo en su segundo largometraje: El Faro.

LO BADILLO

Dafoe vs Pattinson

Pocas personas pueden “perder la cordura” como Willem Dafoe y Robert Pattinson. Dafoe usa su encanto extraño característico mezclado con su mirada particular y sonrisa gigante para este personaje al estilo “Capitán Ahab” mientras que Pattinson continúa demostrando que es uno de los actores jóvenes más emocionantes y talentosos que trabajan hoy en día.

Ambos actores lo dan todo en actuaciones intrépidas, fascinantes y cautivadoras que pisan una delgada línea entre aterrador y divertido, lo que lo convierte en un trabajo increíblemente convincente mientras los acompañamos a través de este desgarrador descenso a la locura.

Fotografía

Todo el trabajo increíblemente complejo y arduo que se puso detrás de la filmación de El Faro ciertamente valió la pena, ya que el producto final se destaca fácilmente como una de las películas más visualmente interesantes y hermosas de los últimos años.

Los diversos aspectos técnicos mencionados anteriormente no solo le dan un aspecto único, sucio y claustrofóbico, de igual manera la composición es exquisita, convirtiendo todos los cuadros en una pintura que uno podría colgar en una pared para admirar.

El Mito y La Locura

Siendo lugares desolados lejos de la civilización en medio de grandes cuerpos de agua, los faros siempre han cargado con cierta calidad mítica y lovecraftiana, apareciendo regularmente en cuentos de sirenas, monstruos marinos y antiguos dioses enterrados bajo el mar. La película de Eggers graba este tipo de folklore en su ADN, elevando lo que podría haber sido una simple historia de terror en una épica con una fascinante riqueza temática.

Sin embargo, también maneja de manera inteligentemente la ambigüedad, lo que aumenta la sensación de surrealismo y terror en lo desconocido. Cuanto más avanza la historia, más profundo es el agujero de conejo al que caen los personajes, y por extensión la audiencia, siendo la película una experiencia particularmente desorientadora e inquietante.

Horriblemente Graciosa

Para una película que trabaja con imágenes sombrías y violentas, también resulta ser mucho más divertida de lo esperado. Después de todo, ¿que no las cosas parecen ser bastante divertidas cuando empezamos a perder la cabeza?

De igual manera contiene mucho humor escatológico.

Y esa última parte es absolutamente un cumplido.

LA MÚSICA

Al igual que su cinematografía estaba destinada a evocar un cierto período de tiempo, la música fue creada con ideas específicas en mente. En este caso, el director y su compositor Mark Korven buscaron crear un soundtrack que recordara los sonidos del mar como sirenas de niebla y una pizca de inspiración de la música griega y las bandas sonoras de películas antiguas.

La música de El Faro es, al igual que la película que acompaña, una obra de atmósfera, tal vez no destinada a ser disfrutada en el sentido regular de la palabra, sin embargo, su música oscura, melancólica y amenazante sigue siendo excelente.

  • Arrival
  • Stranded

EL DIÁLOGO

Podría escribir el diálogo aquí como suelo hacer, pero no es solamente porque el texto sea tan largo, sino que también sería perjudicial para el magnífico trabajo realizado por Willem Dafoe (y Pattinson) recitándo en lo que es, de principio a fin, uno de mis favoritos escenas del año:

THOMAS WAKE
¿Por qué derramais tus frijoles?

LO DEMÁS

  • Debido al stock de película utilizado, el equipo tuvo que configurar entre 15 y 20 veces más luz en el set para que la cámara capturara algo, lo que resultó en dos actores que apenas podían verse.
  • Robert Pattinson y Willem Dafoe tomaron clases de baile como preparación para sus papeles.
  • Mientras escribía el guión, Robert Eggers escuchó horas de videos de YouTube de subwoofers retumbando, olas rompiendo, viento soplando y sirenas de niebla.
  • El director Robert Eggers y la estrella Robert Pattinson analizan una escena de la película:

LA CONCLUSIÓN

One thought on “RESEÑA: El Faro

  1. Muy buena entrada, me han dado ganas de ver la película. Es increíble la evolución de Robert que parecía que iba a quedarse en ídolo adolescente pero ha sabido evolucionar y cada trabajo me sorprende más que el anterior.

    Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s